Curiosidades y Desencuentros en la Boda de Rocio Carrasco

Celebrar una boda genera estrés de por sí, pero si es la Boda de Rocio Carrasco puedes agregarle otros importantes factores de estrés. A mediados de los noventa, Rocío planeaba su boda sin preocupaciones. Ella y Antonio David Flores dieron el sí y lo celebraron de manera excesiva. Fruto de este amor, nacieron sus hijos Rocío Flores y David Flores.

Las cosas entre ellos terminaron y en el 2000 y luego de algunos años, Rocío Carrasco volvió a formar pareja, esta vez con Fidel Albiac, un famoso empresario, pero esta boda tuvo repercusiones negativas y curiosidades difíciles de ignorar. La prensa se dio cuenta que los hijos de Rocío no se encontraban en la boda, y Antonio David Flores no tardó en hacerse escuchar.

El mismo día de la boda de su ex pareja, Antonio David Flores se animó a declarar sobre a relación de Rocío Carrasco que no es para nada buena. Él tiene la tenencia de su hija, quien insistió en vivir con él ya que con su madre peleaban de modo constante y parece que ahora, su hijo también le habría hecho el mismo pedido, por lo que Flores ganaría la custodia de ambos hijos. Ni los hijos ni Rocío han dado declaraciones sobre el tema.